domingo, 11 de septiembre de 2016

Tortitas de chocolate

No os acostumbréis demasiado a verme por aquí de semana en semana, porque el hecho de que haya escrito dos entradas dos domingos seguidos no responde a ningún propósito de inicio de curso.

Para mí la vuelta al cole en septiembre de los críos marca el inicio del año más incluso que el año nuevo.

Es época de buenas intenciones, de querer encarrilar proyectos e ideas, de organizarnos, de tirar trastos, limpiar cajones, lavar cortinas, apuntarse al gimnasio, reinventar dietas... pero yo no tengo tiempo para nada de eso. Los cajones los tengo hechos un desastre, lo mismo abres uno y sacas un bañador que te encuentras un suéter de cuello vuelto justo debajo, del gimnasio ni hablemos, la casa se me cae de trastos, las cortinas y los estores tienen ese sospechoso color "ala de mosca" y yo intento poner orden en mi caos particular. 

Así que no, no voy a publicar semanalmente, pero pasaré aunque sea de puntillas y despacito por mi "casa", por la "vuestra".

Hoy una receta adaptada, de hecho AQUÍ tenéis mi receta favorita de tortitas o "pancakes", pero esta vez la he tuneado un poco haciendo las tortitas de chocolate y además he usado un preparado que particularmente me encanta y da buenos resultados: el preparado para tortitas de "Harimsa".



Me gustan mucho las harinas de esta marca, suelo comprar mucho su harina de fuerza, y el preparado del que os hablo me ha sorprendido gratamente.

Como siempre, he ido un poco a mi aire en cuanto a su preparación y he hecho caso omiso a las indicaciones del fabricante.

Para 5 tortitas de chocolate:

  • 125 gr. preparado para tortitas "Harimsa"
  • 25 gr. cacao en polvo sin azúcar "Valor"
  • 200 gr. agua
  • 1 cucharada sopera de azúcar (sólo si os gustan algo más dulces)
Se pone todo en el vaso de la batidora o se le da un buen meneo con las varillas hasta que quede una masa homogénea y sin grumos, y se forman las tortitas a fuego suave con un poquito de aceite de oliva en el fondo de la sartén para asegurarnos  de que se despegan con facilidad y no se nos agarran.

Para presentarlas esta vez algo diferente y fresquito: he puesto una primera tortita a modo de base de la torre y la he embadurnado bien con "Nocilla", luego he ido disponiendo a modo de torre las demás tortitas a las que les he quitado el centro con un cortador, de tal manera que me ha quedado un hueco en la torre para rellenarlo con mis frutas preferidas: fresitas y melocotones de Calanda, que están en plena temporada. Un poquito de azúcar glass y ¡desayuno especial domingos #inthemorning listo!




Pues parece ser que la idea ha gustado en casa porque ha sido hacer las fotos y desaparecer las tortitas, algún trozo de fruta se han dejado...¡eso sí!


¡Marcaos metas, cumplid propósitos e intentad ser felices este nuevo curso!

Un beso enorme, Belén.

2 comentarios:

  1. Perfectas para un desayuno o una buena merienda. Un besazo.

    ResponderEliminar
  2. CON ESTE PREPARADO QUEDAN MUY RICO, AUNQUE COMO CASEROS NADA.
    BESOS CRISYLAURA

    ResponderEliminar