viernes, 4 de noviembre de 2016

Caldillo de pintarroja

Estaba deseando probarlo, cada vez que iba a Málaga preguntaba por el famoso caldillo de pintarroja pero nunca llegaba la ocasión: o el restaurante donde mejor lo preparan estaba cerrado, o no apetecía en los meses más calurosos en los que yo visitaba la ciudad... 





Pero llegó el día y no defraudó. Además no lo probé en ningún restaurante o bar de tapas de esas tan típicoss que hay por los alrededores de la céntrica Calle Larios, no!

Lo probé hecho en casa, con cariño, con el chup-chup cadencioso de los pucheros hirviendo, con una receta casera de las de siempre, como a mí me gusta.

La pintarroja es un pez de la familia de los tiburones...síiiii!! Un pequeño escualo (no suele superar los 70 cms. de largo) conocido en otros lugares como pez lija por la dureza y lo áspero de su piel, como gato o gatet por sus característicos ojos alargados, melgacho...

ram.org/catalogo-de-especies/peces/elasmobranquios/pintarroja/


Un pez humilde: cuentan que quedaba atrapado en las redes de los marineros y que era desechado para su venta por no ser considerado un pescado de calidad pero que los pescadores se lo quedaban para consumo propio elaborando con él guisos, adobos y sabrosos caldos.

Una base de caldo muy sencillo, un típico majado y un toque `picante hacen hoy en día del caldillo  uno de los platos más reconocidos de la gastronomía malagueña.  


INGREDIENTES (unas 4 personas)

  • 3 pintarrojas ya limpias 
  • 1 tomate grande
  • 1 cebolleta tierna
  • una hoja de laurel
  • tres dientes de ajo
  • tres cortaditas de pan duro
  • un puñado de almendras crudas (unos 50 gr.)
  • dos guindillas
  • aceite y sal
  • unas hebras de azafrán
  • limón
  • hierbabuena picadita o perejil



Comenzamos poniendo en una cazuela el tomate y la cebolla enteros y sin pelar, la hoja de laurel, la sal y la pintarroja troceada y cubrimos con un litro y medio de agua (yo incluso le pongo algo menso de agua poruqe me gusta que quede un caldo bien ligado. Si queremos reforzar el fondo de pescado podemos añadirle algún hueso de rape o de pescado de roca, pero la receta original no lo lleva.

Espumamos repetidamente el caldo para limpiarlo de impurezas y cocemos durante unos 20 minutos. Pasados los 20 minutos, retiramos el pescado y reservamos y sacamos la cebolla y el tomate.

Mientras se enfrían el pescado y las verduras nos ponemos con el majaillo: en una sartén con un chorro de aceite freímos por separado el pan, los ajos y las almendras.

Una vez frito todo pelamos el tomate y la cebolla y lo trituramos todo junto con el majaillo y un par de guindillas (si os gusta más picante pues ya sabéis...¡más guindilla!).

Yo lo paso por el minipimer y procuro que quede basto y con tropezones, me gusta notar los trocitos de la almendra al tomar el caldito. Añadimos la mezcla triturada al caldo, las hebras de azafrán y rectificamos el punto de sal. Dejamos hirviendo para que el caldo engorde un poquito.

Añadimos los trocitos de pintarroja reservados y apagamos el fuego. Si es para comer con niños les retiro la espina central, pero personalmente prefiero dejar la espina... ¡Manías!



Para sevirlo espolvorea abundantemente con hierbabuena o perejil picados y que no se te olvide añadirle un buen chorro de limón.



En Málaga es muy común tomarlo cuando sales de tapeo y no lo sirven en plato como si fuera una sopa, sino en cuencos o tazas.

Sea como sea que lo sirvas, disfruta de este sabroso caldo y del placer de los platos de cuchara.

Un beso, Belén.

2 comentarios:

  1. Vaya todos los días se aprende algo ni idea de este humilde pez, el caldo se ve apetitoso!
    https://spontaneouslycupcakes-rrb.blogspot.com/2016/11/despues-de-dos-anos-mis-primeras.html

    ResponderEliminar
  2. Ayssss, muero de ganas. Soy una loca de estos tipos de sopas!!!! A ver si encuentro gatets!

    ResponderEliminar